Pops

louis_armstrong with 'Gage 475,l-_

Vendedor de carbón, repartidor de leche,  estibador de barcos bananeros, era el Pops abandonado, criado por su abuela que nació esclava. Aceptado por los Karnofsky, deambulaba por las calles de Nueva Orleans, llega al reformatorio y de ahí al instrumento de viento que insufla la vida en él y a través de él en quien le escucha.

Al oir su estilo Dixieland, todos querrían haber sido Pops. Louis sonríe, Satchmo le llaman, Pops entrega su energía, hasta la última gota en cada actuación. El Mississipi le aclama, la Luna de la calle Bourbón le reverencia. Su música y su embrujo, y todo el Jazz que trajo con él, le jalean.

Pops lloraba en privado sólo, las cosas de su alma callada, humilde y soñaba con un mundo maravilloso que cantó para que tú tuvieras dónde aterrizar tus sueños.

 

 

 

Anuncios