Bastaba por ahora

nud

La sombra de sus manos todavía
bailaba sobre sus muslos
mientras sumergía su desidia en la bañera
las sombras y el recuerdo flotaban
y eran patitos de goma amarillos
que la entretenían y la mantenían a flote.

Sus manos, el aroma de sus abrazos
y unas palabras que guarda en su corazón
le servían para calentar la estancia
del frío de noviembre.

Mientras todo lo demás resbalaba
con el ocaso de otro año,
una promesa y su aroma
bastaban por ahora.

Eso la hizo féliz a ella momentaneamente
el millón de preguntas posteriores
se las dejaba para el año siguiente
porque se lo había prometido a sus manos.

Anuncios

Acariciando a Eva

mano prehistórica pintada

En su noche fría y oscura de una Europa desconocida,

distante milenios de este Ahora,

aquella mujer dibujó su mano en la piedra

ayudada de óxido de hierro

y de una luz tenue de tuétano.

 

Ella era Eva, la del paraíso,

del que expulsados,

caímos hacía esta Europa,

 

Podría haber acercado mi cara,

para que desde la noche de los tiempos,

la acariciara.

Pero superpuse mi mano sobre la suya,

sobre la roca templada, Y sentí su cercanía.

 

Me pregunté quién imaginó ella que pondría,

su mano junto a la suya, y la acariciaría,

si quiso esa caricia porque estaba triste.

Su vanidad no era, no pintó retrato,

ni mueca,ni cuerpo, ni cadera,

pinto su mano para que alguien,

en otro tiempo, la hiciera compañía.